22 dic. 2010

Intro para mis autobiografías

Cuando era pequeña en determinados momentos escribía mi diario. Es incalculable el valor que puede tener para mí esos textos. Me encanta releerlos y ubicar esos pensamientos a una edad concreta, ver como he ido cambiando, esos pequeños problemas que en esos momentos era un mundo...


Cualquiera que lo leyese pensaría que son incoherencias, y sin embargo, yo soy capaz de transformar esas palabras en imágenes, en películas, en recuerdos... Me transportan a ese momento, revivo esa sensación y la mantengo en mi mente.

También recuerdo con que recelo escondía el diario, en los sitios más insospechados, y a pesar de ello, en varios momentos fué descubierto por mi madre o por mi madre. Esos momentos para mí eran terribles, lo que allí escribía para mí era íntimo, era cómo si pudiesen leer mi mente y no tuviesen mi consentimiento, un robo.

Y ahora siento por un lado que vuelvo a tener la necesidad de expresar todo lo que va pasando por mi mente y escribir esos recuerdos, para dentro de unos años volver a sentir la sensación de transportarme a este momento y recordar con más objetividad todo lo que me pasa. Y quiero hacerlo sin esconderlo, ahora soy yo la que decide que más personas puedan leerlo, por tanto no es un robo, y la sensación de saber que otros pueden pasearse por mi mente ya no es negativa. De esta forma consigo "soltar" todo lo que soy y acabar con esa sensación que nos hace daño cuando somos sinceros, porque la sociedad está hecha para que te guardes todo lo que eres, lo que sientes, lo que piensas, en lo más profundo de tí, que lo encierres para que nadie más pueda conocerlo. Creo que el arte es una manera de sacar también parte de lo que eres, un medio de liberarte.

Mis autobiografías será todo aquello que me defina, que diga como soy, que muestre uno de los tantos puntos de vista que puedo llegar a tener. Mi vida hoy es el resultado de todas las experiencias vividas en el pasado, y lo que hago va marcando mi futuro porque voy eligiendo mi camino... Así que comenzaré a hacer un repaso por mi vida, para ordenar esos momentos y para que no desaparezcan, porque a medida que pasa el tiempo vamos olvidando ciertas cosas. Por tanto no pretendo que estas autobiografías interesen a alguien, ni que sean un fiel reflejo de mis experiencias o de mis ideas, ni me importa que todos esos recuerdos que volverán a mi mente estén ordenados cronológicamente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario